Chile y Slayer:Tom Araya

metal

Tomás Enrique Araya (Viña del Mar, Chile, 6 de junio de 1961), mejor conocido como bandera_calaveraTom Araya, es el bajista y vocalista de la banda norteamericana de thrash metal Slayer. A los cinco años, la familia de Araya se mudó a los Estados Unidos, y a los ocho consiguió su primer bajo y comenzó a tocar música de The Beatles y The Rolling Stones con su hermano mayor, quien tocaba la guitarra.

Araya consiguió un trabajo en 1980 como técnico inhaloterapeuta, cuyo salario utilizó para co financiar la producción del primer álbum de Slayer, Show No Mercy. La mayoría de sus contribuciones en las letras de las canciones del grupo tratan acerca de los asesinos en serie, un tema que encuentra interesante. Su primera contribución lírica fue en el disco South of Heaven de 1988.

Araya tiene dos hijos, un niño y una niña. Está casado y vive en Buffalo, Texas, con su esposa, a quien conoció en un concierto de Slayer hace tiempo. Su hermano, Juan Araya, mejor conocido como John Araya, es el bajista de la banda de death metal melódico Thine Eyes Bleed.

Araya nació en Viña del mar, el cuarto hijo de una familia de nueve. A la edad de cinco años su familia se trasladó a la ciudad de South Gate, California.[1] En internet circularon rumores que afirmaban que él y su familia habrían dejado Chile por razones políticas, lo que fue desmentido por el propio Araya: “Nos fuimos a Estados Unidos en 1966, y antes de que en 1971 empezara esa mierda ya estábamos en Estados Unidos”.

El hermano mayor de Tom tocaba la guitarra, y fue él quién le enseñó a tocar el bajo a los ocho años, con lo que se aprendieron varias canciones de los Beatles y los Rolling Stones. A comienzos de la década de 1980, la hermana mayor de Araya le aconsejó que trabajase como técnico inhaloterapeuta, por lo que tomó un curso de dos años en el que aprendió a entubar, a usar una jeringa para extraer sangre y a medir las proporciones correctas para una mezcla de aire.

En 1981 conoció a Kerry King, quien le ofreció un puesto en su banda, Slayer. Araya aceptó de inmediato, y gracias a su trabajo como paramédico pudo financiar el que sería su primer álbum de estudio, Show No Mercy. En 1984, Araya solicitó permiso en el hospital en el que trabajaba para poder realizar la gira por Europa que Slayer tenía preparada, a lo que el hospital se negó. Después de más de un mes sin acudir a su trabajo, el hospital despidió a Araya.

En 1991, en la gira “Clash of Titans” con Megadeth, Anthrax, Suicidal Tendencies y Alice in Chains, Dave Mustaine, el controvertido líder de Megadeth, le dijo a Araya: “Me gusta cuando me chupas la polla”. En respuesta, Araya llamó a Mustaine homosexual en escena. Los insultos entre ambas bandas hicieron que las relaciones entre Megadeth y Slayer se debilitaran hasta la actualidad, aunque anteriormente, Mustaine había insultado a Kerry King después de que éste decidiese concentrarse en Slayer en lugar de en Megadeth, donde permaneció como miembro durante un mes.

Durante esta gira, Araya se hizo amigo de Jerry Cantrell, guitarrista de Alice in Chains, lo que provocó que Araya colaborase en la canción “Intro (Dream Sequence)” del álbum Dirt: “Sólo grité en ella. Jerry me llamó para que gritase ‘I’m Iron God!’ (Soy el Dios de hierro), y eso fue lo que hice”.

Araya reside en un rancho de Buffalo, Texas, junto con su mujer Sandra Araya y dos hijos, en el que ayuda a cuidar de los animales que posee la familia,[5] además de enseñar a cantar a su mujer. En 2006, Araya fue sometido a una operación en su vesícula biliar, por lo que tuvo que aplazar el comienzo de la gira “The Unholy Alliance” una semana más tarde. Además, a causa de esta operación, el vocalista chileno fue incapaz de terminar de grabar la canción “Final Six”,que iba a aparecer en el álbum Christ Illusion. Sin embargo, la canción apareció en la versión de lujo del disco. Por su parte, Araya llevó por primera vez a su hijo de gira con él: “Es bueno exponerlos a esta edad tan joven. Mi primer concierto fue a los 17 años”.

Religión

Araya comentó el error en el que caía la prensa al decir que los miembros de la banda eran adoradores de Satanás: “Sí, sí, creo que ése es uno de los mayores errores acerca de la banda, sólo somos personas normales”. Si el guitarrista Kerry King compone una buena canción, Araya expresa sus creencias en ella: “No soy uno de esos que dice ‘Esto es una mierda porque no creo en ello’. Para mí, está mejor decir ‘Esto está muy bien, vas a cabrear a la gente con esto'”.

En una entrevista, Araya afirma que “Cristo vino a enseñarnos amor, a no hacerle mal al resto. Ese fue su discurso: Acepta a los demás por cómo son. Vive en paz y ama a los demás”. A la pregunta de si creía en Dios, replicó: “Creo en un ser superior, sí… Pero él nos quiere a todos”.Araya explicó que tiene “una fuerte creencia en la religión”, y la imagen de Slayer ni sus palabras pueden “nunca interferir con lo que creo y lo que siento… La gente no sabe muy bien dónde tienen que preguntarse acerca de sus creencias, a causa de un libro o historia que alguien escribió, o una canción de Slayer”. Araya apareció a su vez en el documental de Sam Dunn Metal: A Headbanger’s Journey, y contestó a la pregunta acerca de su fondo religioso, en el que se definió como católico con una mueca. También replicó a la pregunta “¿Dónde encaja God Hates Us All?”: “Dios no odia a nadie, pero es un título genial “.

En otra entrevista, Araya declaró: “Sí, creo en Dios. Vengo de un país católico, nací y me criaron en un país católico. Mis padres, mi padre y mi madre ayudaban en una iglesia en Los Angeles… De hecho mi padre, que falleció hace un tiempo, era diácono y mi madre todavía enseña catequesis los días domingo. Así que tengo mucha fe en Dios”.

Las primeras contribuciones de Araya fueron en las letras de South of Heaven. Su interés acerca de los asesinos en serie inspira muchas de las letras de las canciones de Slayer, incluyendo los temas “213”, acerca de Jeffrey Dahmer, y “Dead Skin Mask“, acerca de Ed Gein,quien asesinó a diecisiete personas.“¿Por qué? Estoy intentando ver de dónde vienen estos tíos para que quizá lo entienda. Siempre fue un tema que me intrigó”.tom_araya

Araya escribió la letra de “Eyes of the Insane” del disco Christ Illusion, que ganó un premio Grammy en 2006. La inspiración de la letra vino de un artículo en la revista Texas Monthly acerca de las bajas civiles de la guerra, y las experiencias de los soldados al intentar sobrellevar los traumas ocasionados en sus misiones. Araya declaró: “En puntos de su misión en Iraq, los militares necesitan ayuda, y tienden a rechazarla. Intentan esconderla y esperan que todo irá bien. Intentan que todo parezca que va bien, cuando en realidad hay un montón de mierda que la gente no puede soportar. Hay un montón de soldados que vuelven a casa con angustia mental. Y la parte triste es que oímos hablar del estrés post traumático después de la guerra de Vietnam y de la guerra del Golfo y los militares parece que quieren olvidarse de todo con cada nueva guerra. Es una mierda”.

Discografía:450px-slayer_-_tom_araya

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s